Vicenta: de feminismo, lucha e historias necesarias

Una de las películas más fuertes que podemos ver en este 35° MDQ Film Fest es, indiscutidamente, Vicenta. Realizada enteramente con muñecos de plastilina y maquetas artesanales en miniatura, esta peli-documental de Darío Doria envuelve al espectador en un torbellino de emociones y pone sobre la mesa un tema actual y necesario.

El filme narra el Caso LMP, ocurrido en 2006, de una adolescente de 19 años con retraso madurativo que fue violada por su tío y quedó embarazada. La familia, bajo el amparo de la ley, pide que se le realice un aborto a la joven, pero el prejuicio, las opiniones personales y el mal accionar de la Justicia Argentina ponen mil piedras en su camino para lograrlo.

La voz en off que cuenta los hechos y los detallados escenarios confeccionados manualmente nos ilustran el día a día y lucha de Vicenta, empleada doméstica y madre de la joven. Lo delicado de su situación y el abandono del Estado, sumado a la ineficacia y torpeza del sistema para actuar, hacen de esta una historia desgarradora que el espectador es capaz de sentir como si fuese propia. Pero de igual manera, no todo está perdido, la perseverancia de Vicenta y la sororidad del colectivo de mujeres son los pilares fundamentales para no bajar los brazos y exigir el cumplimiento de la ley. Cuando la justicia no existe, nos tenemos entre nosotras, entre nosotras nos cuidamos y nos apoyamos.

La empática voz de Liliana Herrero para narrar la historia, junto con el apropiado uso de los silencios y la magia única que logran los escenarios y muñecos inanimados, construyen un ambiente especial para hablarnos de la urgente lucha de Vicenta. La cinta incomoda, entristece y enfurece por momentos, pero al final resulta sumamente inspiradora y emocional, al punto de las lágrimas.

La película está disponible para disfrutar de forma gratuita durante todo el Festival a través de la web del MDQ Film Festival.

Mirá el tráiler:

Autor

Julia Sartora

Estudiante de Licenciatura en Comunicación Social

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *