Los fanáticos de Evangelion enfurecidos con Netflix

El 21 de junio se agregó a la plataforma de Netflix una de las series más esperadas, la joya del anime de culto de los años 90, Neon Genesis Evangelion. Después de tanta espera, finalmente los fieles seguidores de la obra maestra del director Hideaki Anno pueden disfrutar de los 26 capítulos completos en alta definición, más la película The End of Evangelion.

A una semana del estreno, no todas son buenas noticias. Los nuevos doblajes, subtítulos dudosos y la ausencia del entrañable ending Fly me to The Moon despertaron la ira de los fanáticos que salieron a atacar y reclamar a Netflix a través de redes sociales. Llegaron al punto de crear una petición en Change.org  para que la legendaria canción, original de Frank Sinatra, sea agregada.

Otro de los puntos que fue foco de críticas es la modificación de los subtítulos en una de las escenas más recordadas de la historia. En el japonés original, el personaje Kaworu Nagisa le dice al protagonista: “mereces ser amado. Te amo, Shinji”, consagrándose como uno de los diálogos más disruptivos y controversiales de la conservadora sociedad japonesa de los 90.

A pesar de la enorme reivindicación de la comunidad LGTB que representó tal escena en su momento, en la nueva versión de Netflix lo cambiaron por “creo que eres digno de mi aprecio. Me caes bien”. Además de reflejar una actitud prepotente por parte del personaje, los fans han salido a tachar a la plataforma de retrógrados por censurar demostraciones homosexuales en pleno siglo XXI.

Con respecto a esto, el traductor oficial de la serie manifestó vía Twitter:

“En toda mi traducción de cualquier título, he hecho lo posible por ser fiel al material de original. El poder de contar historias en algún momento depende de la capacidad de las audiencias para establecer relaciones emocionales con los personajes, así como para reconocer la intimidad entre las personas basada en inferencias. Una cosa es que los personajes confiesen su amor, otra muy distinta es para la audiencia inferir afecto y dejarlos adivinar. ¿Qué tan comprometidos están los personajes? ¿Qué posibles malentendidos podrían estar hablando de lugar? Dejar espacio para la interpretación hace que las cosas sean emocionantes”.

 

 

Autor

Julia Sartora

Estudiante de Licenciatura en Comunicación Social

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *